Translate

23 de febrero de 2013

La joya de Sherri L. King.

SHERRI L. KING.

LA JOYA DE SHERRI L. KING.


AUTORA: Sherri L. King.

TITULO: La joya.


Resumen:

Samantha está teniendo un mal día. Acaba de perder su trabajo y está pasando otro día de San Valentín sola. Después de desmayarse en su sofá, y tener un “sueño” muy erótico, Sam se despierta en un harén en el lugar más encantador del mundo... solo para descubrir que realmente es otro mundo. Para empeorar las cosas, es su cumpleaños y sabe que no le van a regalar nada. De hecho, es un regalo para alguien más... un rey alienígena con sus propios planes de cumpleaños.


PROTAGONISTAS: Samantha (Sam) Gaynes & Rey Alienígena (Valen-Illumai).


SECUNDARIOS:


Buenos: Marisha y Michelle (mejores amigas humanas de Sam). Keln (mujer centauro). Cerebus (maestro de la Colección). El jefe del harén (el coleccionista).


Otros: Amantes del Rey (mujeres del harén). Siervos del Rey.



Mi Opinión:


¡Hola a todos! ¿Cómo estáis?


Yo os traigo hoy la crítica de la relectura de La joya, un relato de Sherri L. King.



Antes de volver a releerme este relato, pensaba que El Santuario era el relato que menos me gustaba de ella, y ahora, tras releerme La Joya, tengo que decir que no. El Santuario, aunque sea un relato flojo, al menos en cuanto al romance, es creíble, y destaca por su increíble narración, tan amena, ágil, e interesante. En cambio, La Joya, ni siquiera parece estar narrado por Sherri L. King.



La Joya es un relato con excesiva narración, con un ritmo lento, muy pausado, con una historia excesivamente introductoria, a la que le falta chispa, soltura, agilidad. Además, le han faltado diálogos, conversaciones, le han faltado reflexiones. Es un relato que se me ha hecho realmente pesado. No ha sabido captar mi atención. Y la verdad es que tampoco me ha gustado realmente.



Para empezar, la historia de amor entre Sam y Valen no me la he creído, ni siquiera la atracción sexual me ha sonado realmente real. Todo me ha sonado a ficción. Este romance lo he visto un poco forzado, y encima, sin estar sustentado en una buena base.



Por otro lado, Sherri L. King ha creado un mundo misterioso, diferente, sensual, al que le ha dado mil detalles, al que ha mimado con mucho entusiasmo. Eso me parece bien, pero llega un punto en que tanta narración, abruma.



Eso por no hablar de las escenas de sexo, que me han dejado especialmente fría. Las escenas de sexo abundan en esta nueva galaxia creada por Sherri. Todo se resuelve con sexo. Todo deriva al sexo. No hay ni un solo momento de amor entre Valen y Sam en el que el sexo no esté por medio.


Y eso sin contar las orgías de la mayor parte del relato, en las que vemos como Valen se acuesta con las mujeres de su harén mientras acaricia a Sam.



Al principio, a Sam no le molestan estas orgías, es más, le ponen. Pero después… se va volviendo territorial, hasta que al final, ambos deciden acabar con el harén y decir hola a la monogamia.


Respecto a Valen… digamos que las orgías le dan igual. Sí, las disfruta, pero también le aburren, le dejan indiferente. No son escenas que a mi me gusten.



Respecto a los protagonistas, sinceramente, no siento nada especial por Sam ni por Valen. Sí, me caen bien, pero no siento ni si quiera cariño por ellos. Ni siquiera se han dejado conocer. A mi me habría gustado poder ver algo de ellos que no fuera su adicción por el sexo. ¿Cuáles son sus sueños, que los incita a luchar, que cosas han vivido, que es lo que aman? No sé, tengo ese tipo de preguntas. Preguntas que no han sido resultas.



Pues bien, como os decía, los protagonistas son:


- Sam:


Es una joven de pelo rojo como el vino, ojos verdes, piel blanca y cuerpo voluptuoso.


Sam es una joven muy desinhibida, muy libre sexualmente hablando, que ha sido secuestrada por unos alienígenas, y que, aunque al principio se resiste, al final no duda en caer en los brazos de su Rey, Valen, y en ver su nuevo mundo como su verdadero hogar, olvidándose de su familia y de sus queridísimas mejores amigas, Michelle y Marisha.


Sam es una joven orgullosa, tenaz, luchadora, a la que le encanta el sexo, los besos, las joyas (adora ir desnuda mientras las joyas adornen su cuerpo), charlar con sus amigas, sentirse amada, ser acariciada por Valen, ser cuidada por Cerebus, y conversar con Keln.



- Valen:


Es un alienígena de 41 primaveras. Es alto, fibroso, tiene la piel del color del caramelo, el pelo negro, largo y entrelazado con diamantes, los ojos felinos de color claro ámbar, su rostro es un tanto andrógino, y le encanta llevar ropajes egipcios además de joyas.


Es el Rey de la galaxia Valeo. Ha heredado el trono, y el harén. Ambas cosas han pasado de generación en generación en su familia. Y ahora, tras conocer a Sam, y aprovechar un poquito más su soltería, ha decidido casarse con ella, decir adiós a la poligamia, y nombrar a su amada su guardiana de la castidad.


Valen es tierno, amable, atento, brusco, gruñón, un poquito rencoroso, algo infantil, y le encantan las joyas, los ropajes de oro, gobernar en un mundo lleno de paz, y acariciar a sus esclavas. Tiene un ego enorme, y aunque hay momentos en que puede ser encantador, es demasiado seguro de si mismo.



Respecto a los personajes secundarios:


Me han gustado mucho las mejores amigas humanas de Sam. Y me resulta completamente horrible que Sam pueda olvidarse de ellas con tantísima facilidad. Michelle y Marisha son dos personas muy conmovedoras, con heridas en sus corazones, y que resultan interesantes, divertidas, y entrañables.


Ceberus también me ha gustado. Al principio, parece muy frío, pero al final resulta ser bastante tierno, amable, sensible, muy dado a las caricias, con un alto código de honor, aunque con un orgullo enorme.


El Coleccionista es un ser realmente curioso, es un tanto contradictorio, pues hay una gran frialdad, pero también, calidez, en él.


Las mujeres del harén, por supuesto, destaca Keln, que es bondadosa, alegre, y chispeante, pero la verdad es que todas las mujeres del harén son muy generosas, pacíficas, entusiastas, sorprendentes. Su espíritu está lleno de bondad y fe.



Respecto a Sherri L. King, las letras de este relato no le hacen justicia.



¡Un beso enorme a todos! ¡Os quiero muchísimo!

Mire – Mayu.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Os invito a dejar vuestra propia opinión. :D