Translate

4 de abril de 2013

Pequeñas mentiras piadosas (5) de Kotomi Aoki.

KOTOMI AOKI. 

PEQUEÑAS MENTIRAS PIADOSAS, TOMO 05.


TITULO: Pequeñas mentiras piadosas.

AUTORA: Kotomi Aoki.
TITULO ORIGINAL: Kanojo wa uso wo aishisugiteru.


TEMÁTICA: Drama.


Tomo nº 5.


EDITORIAL: Ivrea.


Serie Abierta en Japón.

NO HAY MARIPOSA QUE NO SE EXCITE ANTE LO QUE AMA.

© 2009, Kotomi Aoki.
© 2013, Editorial Ivrea, S. L.
© 2013, traducción: Gabriel Kakazu.

www.aokikotomi.comBlue Clover Cafe”.
http://kanouso.com Web oficial de Pequeñas mentiras piadosas.

ISBN TOMO 5: 978 - 84 – 15680 – 85 – 7.

PROTAGONISTAS: Riko & Aki Ogarawara.

SECUNDARIOS:

- Amigos de Riko: So y Yu.
- Padre de Riko.
- Madre de Shun.
- Integrantes de Crude play:
Shinya Shinohara.
Shun Sakaguchi.
Kaoru Ohno.
Teppei Yazaki.
- Productor: Takagi.
- Ex novia de Aki: Mari.


Mi opinión:

¡Hola a todos, queridos lectores! ¿Qué tal estáis?

Yo os traigo hoy la crítica de Pequeñas mentiras piadosas tomo 5, de Kotomi Aoki.


Desde hacía dos meses estaba impaciente por leerme el quinto tomo de Pequeñas mentiras piadosas. Tras la lectura del cuarto tomo, que me encantó, me hipnotizó, estaba como loca por su continuación cayera en mis manos, y a la vez, temía lo que pudiera encontrarme…


Pues bien, este quinto tomo me ha gustado, pero también me ha decepcionado. No ha sido lo que yo me esperaba. Los personajes no han respondido como yo me esperaba. Ha habido escenas, momentos, conversaciones, que me han faltado.


Este quinto tomo me ha dejado con muchísimas ganas de poder leerme ya el sexto tomo, porque es injusto que Kotomi Aoki desvele la verdad en este tomo, y no lo haga tal y como los protagonistas se merecen. Así que, espero que en el sexto tomo, si que haya esas escenas, esos momentos, esas conversaciones, esas largas explicaciones, que yo he echado en falta, y que a mi parecer, este quinto tomo necesitaba.



El quinto tomo de Pequeñas mentiras piadosas me ha gustado, pero con él no he sentido esa explosión de felicidad, de amor puro, que me hizo sentir el cuarto tomo.



El principio de este tomo, ha sido increíblemente romántico. Mágico. Bello. Conmovedor. Ese principio, con Aki y Riko enamorándose me ha encantado, me ha fascinado, me ha puesto el corazón en la garganta. Por primera vez, he sentido que puede surgir el amor entre ellos. Por primera vez, he visto una escena teñida de ternura, de deseo, de amor, entre ellos.


El principio de este tomo 5 me ha encantado, me ha fascinado.



Después de este principio maravilloso, llega el momento de quitarse todas las máscaras. La verdad sale a la luz, pero con ella no llega ninguna explicación, ningún huracán de sentimientos.


El único acto de valentía por parte de Aki es decirle su nombre. En un momento de confuso frenesí, Riko no se percata de lo que él le ha dicho. Pero después, mientras va corriendo, sola, hacia su casa, va uniendo las piezas, hasta entender una de esas verdades ocultas. Aki le ha mentido sobre su identidad.


Él no la llama, ella tampoco lo llama. Ella no sabe que pensar, que sentir. No entiende nada. Él no se atreve a hablar con ella. No ahora que por fin empieza a sentir algo por ella. No ahora que tiene miedo a perderla.


Al día siguiente, Shinya le desvela a Riko que Mari es la ex novia de Aki. Y Riko, entonces, se acuerda de esa canción… La canción del día que conoció a Aki. La canción que hizo que se enamorara de él. Una canción que ahora descubre que iba dirigida a Mari. Riko trata de no llorar, de no temblar, pero no puede evitarlo. Se le acaba de romper el corazón.


¿Y sabéis qué? Justo en ese mismo momento, Aki estaba tras una puerta desde la que podía oírla. Podría haber salido, habérsela llevado a parte, haberle explicado bien todo, haberla consolado. Pero no, en realidad, no hizo nada. No fue valiente. No asumió sus mentiras. Se quedó callado, abrazándose a si mismo, con el corazón en un puño. Devastado por el daño que le estaba provocando a Riko.



A mi me conmueve el dolor de ambos, pero no entiendo porqué él no salió en aquel momento, porque no se lo explicó todo, porque no le ahorró un poquito de dolor, porque no la consoló. Ahí, Aki me decepcionó.


Aki me gusta, me conmueve, pero creo que debería ser más valiente, más coherente con sus actos, más maduro. Quiero decir… Tiene 25 años. Riko, en cambio, solo tiene 17 años. ¿Entonces, por qué él no se comporta como el hombre en que en realidad es? Y ya no me refiero solo con Riko, sino también con el resto de aspectos de su vida. Ya es hora de que Aki se rebele. De que luche por lo que quiere. De que se quiera y se valore a si mismo. De que plante cara a aquellos que le toman el pelo y le tratan como si él fuera una marioneta inservible. Y si, por supuesto, ya es hora de que sea valiente con Riko, de que asuma sus mentiras, le cuente sus porqués, y luche por ella.



Riko me encanta, es maravillosa. Es tan adorable, tan espontánea, tan dulce, tan alegre, tan soñadora, tan ingenua… Es especial. Me encanta todo de ella, su personalidad, su ternura, su empatía, su compasión, su fuerza, su voz, su melodía. Riko es tremendamente conmovedora.


En este tomo lo he pasado fatal por ella, me ha dolido mucho verla llorar, verla sufrir. Esas traiciones por parte de Aki, esas mentiras, la han devastado. La intensidad con la que vive sus emociones es algo absolutamente desgarrador.


Riko se siente perdida, rota, en realidad. Pero conoce una cura para su corazón, para ese desengaño. La música. Rasgarse el corazón, rasgarse el alma hasta que se saque esa melodía de la cabeza, hasta que una nueva melodía la haga sentir mariposas en el estómago.


Y ahí entra en juego Shinya.



Shinya es, sin la menor duda, contradictorio. Misterioso. Auténtico. Provocador. ¿Malicioso a veces? Pero en el fondo, siente algo muy fuerte por Riko. Está loco por ella, y tiene las ideas muy claras. La quiere para él. Shinya no es un niño, es un hombre de 24 años con las ideas muy claras. Sabe lo que quiere, y sabe a quién quiere. Desea a Riko. La ansía con locura. La quiere. Y no piensa rendirse.


Este tomo acaba con una preciosa escena entre Shinya y Riko. Ella cantando, y él tocando la guitarra para ella. Una nueva melodía comienza a surgir.


Shinya me encanta. Tiene algo que me resulta tremendamente atrayente. En este tomo además, descubrimos más de él, nos adentramos en sus recuerdos, en sus pensamientos, en sus deseos, en sus sentimientos. Nos metemos dentro de su corazón. Esta perspectiva suya me ha encantado, me ha conmovido muchísimo. Me ha provocado una gran ternura. Además de unas inmensas ganas de abrazarle.


Me gusta mucho Shinya.



En este tomo también hay una extrañísima escena entre Shun y Mari. Una escena de lo más rara que me ha dejado desconcertadísima. En esa escena, Shun se ha mostrado increíblemente frío. Y Mari… bueno, Mari sigue siendo Mari. Una zorra de cuidado. No la soporto, es una persona horrible, que disfruta jugando con los demás, y que vendería a cualquiera por un poquito de éxito.


En este tomo, se insinúa que Mari pueda estar embarazada… Y que Shun pueda ser gay… Lo primero no me gustaría nada, lo segundo me sorprendería un poquito pero… ¿Quién sabe?



Este quinto tomo vuelve a recuperar la esencia del primero, es terriblemente doloroso. Poco ha faltado para que me pusiera a llorar. No ha sido fácil para mí contener las lágrimas. Este quinto tomo, es un tomo profundamente intenso, devastador. Lleno de tristeza, soledad, angustia, miedo, silencio, dolor.


Es un tomo terriblemente doloroso.



El tomo 5 de Pequeñas mentiras piadosas es impactante, intenso, profundo. Es un tomo que te atrapa, desde la primera hasta la última página. Que te provoca un profundo deseo de grandes explicaciones, de grandes actos, de gestos audaces que lo signifiquen todo, de declaraciones imposibles. Pero al final, es un tomo, que te deja con esas ansias, pues no hay ni grandes explicaciones, ni grandes actos, ni gestos audaces que lo signifiquen todo, ni mucho menos, hay declaraciones imposibles… y eso, sin duda, me ha resultado bastante decepcionante. Este tomo 5 se merecía ser apoteósico, y no por el dolor que fuera capaz de provocar, sino por el huracán de emociones, de respuestas, de sentimientos que debería encarnar. Yo me he quedado con el profundo deseo de que haya una conversación de verdad entre Aki y Riko, especialmente después de esa escena tan preciosa, tan romántica, tan conmovedora, con la que abríamos este tomo 5.



Respecto a Kotomi Aoki… Como ya he dicho. Me fascina la profunda emoción con la que impregna todas sus páginas, me conmueve siempre, pero cuando de verdad me enamora, es cuando lo da todo de si misma, cuando vuelca su corazón en cada página, cuando es valiente, sincera, y lucha en pos del amor.


¿Su forma de narrar? Es deliciosa, amena, sencilla, bellísima. Sobrecogedora.


¿Su forma de dibujar? Bellísima. Sus dibujos son siempre tan audaces, tan hermosos, tan conmovedores, tan diferentes, y a la vez, tan especiales…


¿Los títulos que le da a los capítulos? Bueno, esta es una pequeña curiosidad mía. Pero es que… ¡Me encantan! ¡Son títulos que tienen su propia esencia, que transmiten, que insinúan, y bueno, que son preciosos!



¡Un beso enorme a todos!


Mire – Mayu.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Os invito a dejar vuestra propia opinión. :D