Translate

9 de junio de 2014

Shitsuji wa oose no mama ni de Ruri Fujikawa.





Shitsuji me ha decepcionado mucho, entre las páginas de este yaoi esperaba encontrar mucho romanticismo, dulzura, y sobre todo, unas bonitas historias de amor y unos protagonistas encantadores.

En cambio, me he encontrado con unas "historias de amor" que son increíblemente superficiales, y que me han dejado más bien fría, lo mismo que sus personajes. Lo que más puedo destacar es que Shitsuji tiene mucho sexo, y bebe de muchos tópicos.
 
Iba con muchas expectativas, y la verdad es que no me ha gustado nada. Además, todo el tomo se me ha hecho repetitivo, porque las historias eran muy parecidas unas con otras, en todo, y además, eran muy agresivas sexualmente, y todo estaba tan lleno de tópicos, que no me ha gustado.

No he conectado con ningún personaje y lo único que esconden estas historias es sexo, por lo demás, ni amor ni nada, o al menos, aunque se nombre ese sentimiento, no hay donde sustentarlo.

Y la relación entre los protagonistas era todo el tiempo muy forzada, no se comunicaban entre sí, no hablaban, no compartían momentos especiales y a la vez cotidianos, no había un consenso entre los protagonistas, no se respetaba el ritmo de la pareja. ¿Que uno de ellos quería sexo? Pues a por ello, porque está sobrevalorado que el otro esté preparado para dar ese paso, ¿no?
 
 
 
 
 


A este tomo y a estas historias, Ruri Fujikawa podría haberlas explotado mucho mejor, porque quizás los personajes podrían haber dado más de sí y el bagaje entre los dos, en cambio Ruri ha tirado por lo simple, y se ha recreado con las peleas que siempre derivaban en sexo. ¿Amor? Algún que otro "te amo" ha sido dicho entre las páginas de este manga, pero esas palabras estaban desprovistas de sentimiento.

¿Y por qué hablo de tópicos? Pues porque en este tomo nos muestran dos tipos de personajes: el homosexual afeminado y el homosexual rudo, el primero como si fuera una tierna flor, y el segundo un hombre de las cavernas, y sinceramente, creo que son dos tópicos que no se ajustan a la realidad. Y las historias eran realmente repetitivas, en todas sucedía lo mismo, y sin diferir en la trama, en el perfil de sus personajes, y en la relación entre los personajes.

Las ilustraciones de Ruri Fujikawa son monas, pero eso no puede sostener una historia. Y menos seis. Con sus seis parejas.


Mire - Mayu.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Os invito a dejar vuestra propia opinión. :D