Translate

30 de julio de 2015

The duff de Kody Keplinger (#1, The duff)






Desde que se puso a la venta este libro yo solo he leído maravillas de él. Pero no me lo compré en papel por eso, lo hice por la recomendación de una amiga (ya no me fio ni de eso y con razón), recomendación que no ha sido como yo esperaba. Digo, no entiendo por qué me recomendó este libro.

A lo que iba, este libro lleva en mi estantería desde que se puso a la venta el año pasado, aunque no recuerdo la fecha exacta. Mucho tiempo ¿no? Pues ya era hora de leerlo, siempre mola ir reduciendo la interminable lista de pendientes, y así ya sé que no le echaría una segunda lectura a The duff. Es más, acabo de enterarme de que en abril publicaron un nuevo libro, donde Amy, la hermana de Wesley (nuestro co-protagonista), es co-protagonista en un triángulo amoroso rebuscado. Sin más, por mi parte queda totalmente descartado. ¿Y por la vuestra? Si os gusta la serie estáis de enhorabuena. ¿Y la película, la habéis visto? Yo con todo, aun tengo ganas de verla. Pero ya he descartado leer más libros de Kody Keplinger, aunque puedan sonar diferentes sus historias no son lo que busco.

3/10

Todo el mundo dice que The duff es una novela preciosa, emotiva, divertidísima, y mil adjetivos mas. Ahora me cuestiono cuantas de esas reseñas son reales. O cuantos de verdad cayeron enamorados de The duff, en cuyo caso me pregunto por qué. No entiendo que tiene este libro de especial. ¿Que tiene para que en general todo sean 'yo lo amo, Wesley Rush y Bianca Piper son lo mejor'? ¿Es porque Bianca y Wesley no se soportan pero se pasan el día copulando? ¿Es porque hoy en día el sexo es algo que se vende bonito cuanto más promiscuo y a menudo se suceda? ¿Es porque es la chica la que se atreve a revolcarse con un capullo sin promesas de amor? (Habría dicho 'una chica se atreve a afirmar que con su libertad hace lo que quiere' pero en realidad no es así, porque mientras Bianca se acuesta con Wesley no para de llamarse Puta a si misma) Vale, las novelas juveniles suelen excluir el sexo como si fuera algo antinatural pero aquí no se incluye sexo como algo bueno, el sexo es una herramienta usada como una droga, se utiliza a otros para alcanzar el olvido, enmascarar los problemas, etc. Vamos, es un enfoque muy triste. ¿Tuvo éxito porque la protagonista no es una cándida jovencita? A lo mejor las niñas de 16 años odian tanto el mundo y la vida en general que se sienten en sintonía con Bianca, que es una experta en odiar todo y a todos, su nombre debería ser Amargura. Lo mire por donde lo mire no encuentro una razón realmente buena para que este libro haya tenido tanto éxito e incluso se haya adaptado -malísimamente- en la gran pantalla.

The duff es otro libro mas, con otros personajes, otra trama, otra pluma, pero nada que la haga ser lo mejor del mundo. Francamente, no es la peor historia que he leído pero tampoco me ha resultado buena. No me ha disgustado profundamente pero tampoco me ha gustado. Ha sido normal y corriente. Una lectura sin altibajos y con poca emoción. Me ha dejado bastante indiferente. Diría que me ha decepcionado pero es que ni ese sentimiento me ha suscitado. Vamos, me ha dejado fría. Y si en parte he aguantado este libro es porque justo lo leí un día en que mi amargura solo podía ser menor a la de Bianca, y dado mi día amargo no se me hacia tan insoportable Bianca.

Yo no he odiado a esta protagonista pero hay que admitir que es una niñata egoísta, egocéntrica, cobarde, y a la que no le he visto ni madera de protagonista ni cualidades. Es más, ¿esas amigas tan maravillosas que tiene? No se las merece. ¿Wesley? Lo suyo no era amor, solo un caso de utilización por ambas partes así que si se escaldaron ambos se lo ganaron. ¿Toby? Fue el típico niñito que por rebote acaba metiendo mano a la prota, en finge-que-eres-Nina-yo-fingiré-que-soy-Wesley. Vamos, una gilipollez que la autora metió por dar más dramatismo. Pero, tampoco me desagradó. En otro libro me habría enfadado mucho por algo así, ¿pero en este? Ni eso. *Tampoco es que Wesley se abstenga de meter mano a otras chicas mientras se deja utilizar por Bianca*. Así de fría e indiferente me sentí mientras leía The duff.

Tampoco es la peor historia del mundo, las he leído peores, mas tontas, desagradables o con mil errores o razones para enfadar al lector. Nunca hubo un momento en que me enfadara con el libro, fuera más cruel o más o menos predecible. Lo leí porque lo había comprado y porque al menos era un libro entretenido y me sentía intrigada, si. La historia es muy adolescente, la verdad, sin ser dura con ella, creo que es fácil leer este libro con 16 años y sentirte como Bianca, y decir 'este libro está muy chulo' pero yo ya no tengo 16 años y aunque tiene su gracia no leería dos veces este libro. Es más, lejos estoy de poder afirmar 'Si, me gusta este libro', aunque no esté mal toda la trama y su puesta en escena. Esa pluma es buena, eh.

Como historia en general, es pasable, porque ¿quién no se ha sentido perdido, se ha aislado de aquellos que quiere y ha dejado que la mirada de otros gobierne tu autoestima? Pero como historia de amor no vale absolutamente nada. Que no me vendan cuentos, ni Bianca se enamora, ni Wesley tampoco.

Durante TODO el libro Bianca se llena la boca diciendo lo mucho que odia a Wesley, cuanto asco siente por él y las personas que son como él. Y Wesley está siempre con lo de Duffy (viene a decir que Bianca es fea y gorda), y solo la ve como un polvo -pero una chica polvo a la que se siente felicidad de ayudar, porque su pene hace milagros en la vida de las mujeres (menos lobos, ejem)-. Vamos, ambos no se gustan, no se admiran, no se respetan, ni siquiera viven lo que comparten, sexo, de una forma sana. Ella se acuesta con él para fingir que sus problemas no existen (y ahorrarse tener que ayudar a otros), y él se acuesta con ella porque los polvos fáciles también son muy aceptables. La relación entre Bianca y Wesley no puede estar mas vacía. Y el sexo no crea el amor, cuento que Kody quiere meter con calzador en The duff. No hay momentos importantes entre Bianca y Wesley, ni dulzura, comprensión o una onza de afecto, y tampoco hay un desencadenante que haga que se miren con otros ojos. Y más si nos ceñimos a como sigue la historia después de que el ser folla-conocidos se acabe.

Bianca y Wesley.
[Aquí uso las fotos del casting oficial XD]

Bianca me pareció una egoísta de mierda. No la querría jamás como amiga, así que imaginad como fue tenerla de protagonista. Además, no hay una evolución en ella. Y cuanto más conocía a Bianca menos me gustaba. Odio como siente la vida pero sobre todo, ODIO COMO TRATA A LAS PERSONAS QUE LA QUIEREN. Wesley, ¿dónde está ese Wesley que prometían las reseñas que me iba a enamorar? No es el rey de los cerdos pero a veces si es un cerdo. Y tampoco es el gran malo malísimo pero tampoco tiene un fondo o una razón para nada de lo que hace. Es uno de los personajes masculinos menos trabajados de los que me he cruzado. Nunca llegué a conocer a Wesley, es un personaje superficial y muy limitado. Se le cuelga la etiqueta de cabrón y facilón y ahí se queda, y el chaval tampoco se merecía eso tanto, ¿no? Bianca en cambio sale de rositas como si ser una amargada y jodida niñata abusona estuviera bien. Bien, no abusar en un sentido estricto pero como trata a sus amigas es una jodida mierda, como las habla y las culpabiliza de todo, como se enfrenta (o mejor dicho, no) a los problemas, como pasa de sus padres y le da igual si la madre no vuelve y el padre se mata a borracheras, todo eso fue horrible, así que no tener a la típica popular y sí a la solitaria de turno no fue un regalazo.  

Kody hace alusión a muchas cosas que usadas de mala manera podrían llamarse adicciones y las adicciones, TODAS, son tóxicas. Pero cuando se cansa de seguir dándole cuerda a esas adicciones las soluciona en dos páginas y se queda tan contenta. SPOILERRRRRRR - En una escena el padre de Bianca la pega debido a su recaída en el alcohol, Wesley la ayuda, Bianca le compensa con un poquito más de sexo, descubre que ama a Wesley y decide tirarse a Toby para olvidarle - Wesley les pilla y decide perseguir a su Duffy porque... eh... esto es amor, así que con unas flores y una carta de amor, voila, solucionado, ya es más de lo que niñata - que no Duffy eh, ella se insulta pero yo no la insulto - se merece y con su padre al día siguiente todo son arcoíris, perdones, abrazos y ya-estoy-en-proceso-de-curación-abejita. ¡Hay que joderse! ¿ESA ES LA GRAN RESOLUCIÓN? - FIN DEL SPOILERRRRR. Vamos, nadie realmente se creería que todo pueda solucionarse así. Y menos las adicciones sexuales y alcohólicas. Con una palmadita y una charlita todo el mundo ya está curado y repleto de esperanza. Ni de coña. Así lo digo. Y tampoco los líos de cama y romance. Y las amistades eh, porque Bianca solo tiene que dar penita y sus amigas ya se arrodillan ante la pobrecita Bianca que tiene que ser una perra con sus amigas porque existen problemas y sus amigas solo quieren permanecer por siempre en su vida, sí, una razón muy desencadenante para su amigas-mías-os-trato-mal-porque-puedo, ahora-perdonadme-porque-ser-la-fea-me-hacía-ser-mala.

Puntos positivos

1) Las dos amigas de Bianca, Casey y Jessica, que siendo animadoras son unos angelitos adorables que siempre están ahí, dispuestas a sostener a Bianca y a perdonarla por cada feo. Estas dos son unas santas para aguantar tanto a Bianca e incluso cuando se enfadan con ella no dura más que segundos porque compadecen a Bianca y la quieren mil veces más de lo que Bianca las quiere. 

2) La pluma, esto es lo mejor de The Duff. Engancha y es pegadiza. No me desagradó nada su pluma, en realidad creo que esta fue la gran verdad por la que nunca me planteé abandonar el libro. Posiblemente sería la razón por la que a veces me gustaría seguir leyendo a Kody, porque tiene una pluma genialosa. 

3) El libro me enganchó mucho, me pareció súper ameno, me gustó su toque de adolescencia y me recordó a Rabia de Jordi Sierra I Fabra, un libro que es más que un libro, pues con The duff me pareció algo parecido pero sin conmoverme, porque en realidad todas estas locuras, errores, tropiezos, ideas, inseguridades, miedos, se siguen dando en la edad adulta, pero más en la adolescencia, con matices, pero es parte de crecer. Todo el mundo se ha equivocado, o ha sido un amargado o se ha querido menos de lo que debería o a lanzado etiquetas a otros o a buscado el reconocimiento de los demás sin entender que el amor de otros no se puede sentir sin el tuyo propio, que nadie más que tú puede reflejarte. 

4) ¿Algo más? En el libro hay una obsesión por las Duff, pero tiene un mensaje muy claro: no te odies, amate, no te mires en los ojos de los demás, el reflejo de uno mismo en la cabeza de otros no eres tú.

¿Os lo recomiendo? A favor: Entretiene y no está mal la historia mientras NUNCA os la toméis como una historia de amor, pluma bonita, natural, espontánea, buen mensaje. Retrato medianamente realista de la adolescencia de esta generación. En contra: Cero química entre los protagonistas y cero amor, niñatos y eh... las escenas de sexo NO están narradas *sí, quería leerlas, habría sido más jugoso y más divertido al menos, eso seguro*.


PD.
Aquí os dejo la Wiki-info de la película, pero leyendo la sinopsis no sé qué tiene que ver con este libro. ¿Sería demasiado para la moral de los estadounidenses que en pantalla la relación de los protagonistas se basara en el sexo? Leyendo la sinopsis lo único que he podido pensar es Pues vaya, lo bueno del libro lo han hecho desaparecer. Un alien y un humano podrían tener más semejanzas que esta burla a The Duff de Kody Keplinger. Espero que a Kody le compensara el sabor del dinero porque han pisoteado su historia para hacer una as. *Y solo he leído la sinopsis donde cuentan a grandes rasgos todo lo insustancial de The Duff the movie*.
 

No, Bianca jamás pensó en renunciar a sus amigas, ser la reina de las populares y menos ser amiga de Wesley, con el que no tuvo nunca un rincón donde pensar, más bien... usaban la cama de Wesley para no pensar en nada, y se gastaron una pasta en condones. Y Wesley estaba soltero porque... le encantaba el sexo sin compromiso y no tenía problemas para admitir que esta Duffy le ponía. Sexo. Sexo. Sexo. Y NUNCA sus amigas fueron malas ni sufría bulling.

Nada de gilipolleces de charlemos sobre como vas a darles la patada a tus amigas para ser guay, aprendamos ciencia, magreemonos con secundarios antes de tiempo, tengamos una roquita para pensar, solo compartamos un castito beso porque somos los adolescentes más puros del mundo.


Mire - Mayu. 

1 comentario:

  1. Oh my gaad jajaja, pero de donde se han sacado el argumento para la peli??? no tienen nada que ver! que fuerte! Son como dos historias distintas.... Yo te haré caso Mire, el libro ni lo toco lo tenía en pDF y se va a la basura, porque a mi el sexo gratuito de hoy en día en las novelas me repatea ya que parece que si no hay sexo no venden, y la verdad no me llama nada la antención ni los personajes, ni el rollo sexual ni lo que tienen liado ahí jajaja

    Gracias por tu reseña!!! :)

    ResponderEliminar

Os invito a dejar vuestra propia opinión. :D